Posts Tagged ‘elecciones europeas’

Uno de cada seis eurodiputados es xenófobo

16 junio 2009
Nick Griffin, líder del partido británico ultraderechista BNP, uno de los grandes triunfadores el 7J

Nick Griffin, líder del partido británico ultraderechista BNP, uno de los grandes triunfadores el 7J

Unos 120 eurodiputados de los 736 que componen el Parlamento Europeo han llegado a la Eurocámara gracias a un discurso xenófobo, racista o de rechazo a la Unión Europea, según publica El Mundo. Esa es la triste realidad que nos dejan las recientes elecciones celebradas el pasado 7 de Junio. A partidos ultraderechistas como el de Le Pen en Francia o Bossi en Italia, que ya tenían representación parlamentaria, se les unirán ahora un amplío número de eurodiputados que, con un discurso racista y alarmista, han conseguido aglutinar una gran cantidad de votantes agobiados por el miedo a la actual crisis económica.

Comenzando por la Nueva Europa nos encontramos con los casos del SNS eslovaco, que han conseguido tres diputados con sus ataques a los extranjeros, y en especial a los húngaros; y el partido de extrema derecha Jobbik, cuyo lema “Hungría pertenece a los húngaros” les ha valido para conseguir un eurodiputado. Completa la terna el partido de la Gran Rumanía, dirigido el por el ultraderechista Gigi Becali, estrella mediática de su país y dueño del club de fútbol Steaua de Bucarest.

Representando a Polonia con nada más y nada menos que 16 diputados se encuentra el partido Ley y Justicia, de los hermanos Lech y Jaroslaw Kaczynski, que ya han dejado su sello en la última legislación europea.

Pero la conocida como Vieja Europa no se queda atrás. Sólo hay que echar un vistazo a Francia, uno de los países por tradición más europeísta y que en los últimos años presencia con temor el auge del Frente Nacional de Jean-Marie Le Pen, que se ha alzado con el 6,5 % de los votos, lo que les dará tres representantes en el Parlamento. Caso similar en Italia, donde la Liga Norte de Umberto Bossi ha conquistado el 9,5% de las papeletas y enviará a Estrasburgo a ocho de los suyos.

Pero si hay que destacar dos duros triunfadores de estas elecciones estos son el holandés Geerte Wilders y el británico Nick Griffin. Wilders, líder del Partido por la Libertad, ha conseguido el 17% de los votos y cuatro escaños con un claro discurso anti-inmigración e islamófobo; mientras que Griffin, líder del BNP, tendrá dos diputados gracias a frases como “la inmigración ha sido una desgracia para el Reino Unido, por la difusión del islamismo radical” o “existe un racismo contra los blancos que hay que combatir”.

Ante tal cruda perspectiva, se teme mucho el tipo de leyes que estos eurodiputados promoverán, o a las que pondrán trabas. Sin embargo, los analistas dejan abierta una puerta a la esperanza por los problemas que estos partidos encontrarán para formar un grupo parlamentario en Estrasburgo, lo que puede provocar que sus ideas queden mitigadas o silenciadas. Según los estatutos de la UE, para formar un grupo en la Eurocámara se exige que éste albergue, al menos, a 25 diputados de siete Estados miembros diferentes. El problema es que muchos partidos con tintes racistas y xenófobos se repelen entre sí. Es el caso, por ejemplo, del partido SNS de Eslovaquia, que con su duro discurso antihúngaro vería las puertas cerradas a una alianza con los partidos de este país.

Sin embargo, aunque la burocracia política en este caso pueda echarnos una mano, no debemos obviar los datos tan duros que nos deja estas elecciones. Si hacemos caso a estos, uno de cada seis europeos apoyaría medidas racistas, xenófobas o contrarias a los ideales de la Unión Europea. Cualquier analista podría decirnos que estos datos no son reales dada la escasa participación (menor al 50%) en los comicios, pero aún así el dato no deja de ser alarmante.

Y tú, ¿qué piensas? ¿Somos los europeos racistas?

Anuncios

La política social en las próximas elecciones europeas

3 junio 2009

Seguimos hablando de las elecciones europeas porque el próximo domingo todos los europeos estamos llamados a las urnas para elegir a los políticos que formarán el nuevo Parlamento Europeo, y la información que nos llega de los programas de los diferentes partidos es más bien escasa. Por eso, os traemos aquí un breve resumen de lo que defiende cada formación política, con especial atención a su política en asuntos sociales:

  • PSOE: El programa del Partido Socialista en asuntos sociales gira en torno a alcanzar en Europa el 0’7% del PIB en la ayuda oficial al desarrollo en el plazo de 2015. Aunque sin definir medidas concretas, el PSOE afirma en su programa electoral que “pretende atender a las crisis alimentarias, asistir a poblaciones desplazadas, dirigir nuestras acciones hacia los países más necesitados, concentrarlas en estructuras y apoyos a servicios sociales básicos, en especial la educación y la sanidad“. Acompaña estas intenciones con una serie de promesas en materia de cooperación, como “asumir la condonación de la deuda vinculada al desarrollo”, “promover el trabajo digno y el comercio justo” o “comprometer a Europa con la cooperación en materia de discapacidad y la creación de un Cuerpo Voluntario Europeo de Ayuda Humanitaria“.
  • PP: Tampoco encontramos muchas medidas concretas en política social en el programa electoral de los populares para las europeas. Incluyen, eso sí, proyectos como la creación de un Comisario Europeo para la Inmigración, el Asilo y la Integración y el establecimiento de un sistema de intercambio de información sobre buenas prácticas y experiencias en el ámbito de la integración de la inmigración a nivel comunitario. Por otra parte, el Partido Popular explica también que “apoyará que la Unión Europea desempeñe un papel creciente en el impulso de una solución duradera, justa y estable del conflicto de Oriente Medio, en estrecha coordinación con EE. UU.” Por último, coincide con el resto de partidos en el objetivo de alcanzar el 0’7% para ayuda oficial al desarrollo.
  • Izquierda Unida: El programa electoral de Izquierda Unida en materia social se asienta sobre tres pilares: más vivienda pública, más derechos laborales y la promoción en el seno de la UE de políticas de protección de los derechos de los inmigrantes. IU, además, se muestra muy crítica con las políticas de cooperación que está llevando hasta ahora la Unión Europa, denunciando principalmente el incumplimiento por parte de esta de los Objetivos del Milenio.  También critica duramente el Acuerdo de Asociación que mantiene la UE con el Reino de Marruecos, ya que denuncia la violación sistemática de los derechos humanos y la persecución de activistas saharauis que lleva a cabo el reino alauita. Por último, exige un código de conducta que regule la exportación de armamento, para impedir que la UE exporte armas y municiones a países en conflicto o que violen los derechos humanos.
  • Coalición por Europa: Candidatura integrada por Convergència (CDC) y Unió Democràtrica de Catalunya (UDC), el Partido Nacionalista Vasco (PNV), Bloc Nacionalista Valencià (BLOC), Unió Mallorquina, Unió Menorquina, Coalición Canaria y Partido Andalucista. No tienen un programa electoral conjunto en Internet, pero entre las medidas que destacan las diferentes formaciones encontramos “la creación del Observatorio Europeo de lucha contra la pobreza y de nuevos fondos de cohesión social y comunitaria“. La coalición también apuesta por la puesta en marcha de un sistema de avales públicos de la UE para fondos destinados a microcréditos de desarrollo que “faciliten la salida de situaciones de pobreza o de exclusión social”.
  • Europa de los pueblos – Verdes: Coalición formada por Esquerra Republicana de Catalunya, Bloque Nacionalista Galego, Aralar, Confederación de Los Verdes, Eusko Alkartasuna, Chunta Aragonesista, Entesa per Mallorca y Partido de El Bierzo. Sin concretar qué medidas adoptarán, demandan “una Europa más social, sostenible y competitiva“. Entre sus objetivos en política social destacan sus propuestas sobre inmigración, promoviendo un diálogo y una mejor política de integración para los inmigrantes que se queden dentro de la UE. También es interesante su propuesta de creación de un órgano supranacional que gestione las posibilidades de voluntariado en Europa.
  • Por un Mundo Más Justo (PUM+J): Dirigido por Antonio Sieira, es un partido que se creó en 2004 con el fin de agrupar a “ciudadanos independientes, de todas las ideologías y creencias” que comparten “un mismo sentimiento de responsabilidad hacia los ciudadanos del Sur y un mismo convencimiento de que la acción política es la clave para acabar con la pobreza”, según palabras de su presidente. La formación obtuvo en 2008 126.000 votos y su objetivo es duplicar esta cifra para que el tema de la pobreza sea una de las prioridades de la UE. Entre sus propuestas destacan la eliminación de la protección de patentes de medicamentos que se venden en los países empobrecidos, condonar la deuda externa de los países de menor renta y establecer la Tasa Tobin.
  • Izquierda Anticapitalista: Formación que tiene su origen en los movimientos sociales y cuyo objetivo es “cambiar el sistema desde la base“, según Esther Vivas, su candidata a las elecciones europeas. Con esta idea, plantean una candidatura anticapitalista basada en diez medidas urgentes y alternativas contra la crisis y la “Europa del capital”, entre las que destacan la prohibición de los despidos en empresas con beneficios, el aumento del salario mínimo hasta los 1.200 €, la reducción de la semana laboral en 35 horas, la derogación de la actual Ley de Extranjería y la expropiación de las viviendas vacías.
  • Los Verdes: Presentan lo que ellos llaman un “programa por la Tierra” y afirman que sus promesas se basan en las propuestas de ONGs ecologistas como WWF, Greenpeace, Seo/Birdlife o Ecologistas en Acción. Estas promesas se basan en la creación de un paquete de medidas para luchar contra la contaminación y la propuesta de un nuevo modelo económico, bautizado “economía verde”, que apuesta por llevar la revolución de la eficiencia energética a todos los sectores. Otra de las propuestas de Los Verdes es poner en marcha medidas de choque contra la especulación urbanística, aumentar el salario mínimo a 1.070 € y el derecho a la eutanasia.
  • Partido Antitaurino contra el Maltrato Animal: El principal objetivo del PACMA es introducir el debate sobre el respeto y protección a los animales en el ámbito político europeo. Por ello, entre sus propuestas destacan la prohibición de granjas industriales, promover la agricultura sostenible y ecológica, cesar la experimentación con los animales y poner fin a las corridas de toros y a los espectáuclos y formas de entretenimiento que supongan el sufrimiento de los animales.

Estas son algunas de las candidaturas que se presentan. Puedes ver todas aquí. Y recuerda la importancia de ejercer tu derecho al voto este próximo 7 de Junio.

Información extraida de canalsolidario.org. También aquí.

Los otros temas que también deberían tratarse en las elecciones europeas

29 mayo 2009

El próximo 7 de Junio se celebrarán en España las elecciones al Parlamento Europeo y nuestros políticos hacen campaña sacando los trapos sucios de sus rivales, y sin apenas hablar de sus programas. Y eso que estamos hablando de unas elecciones que decidirán a los encargados de promover y aprobar las propuestas legislativas que afectan a 490 millones de personas.

Por eso, algunas asociaciones, como Amnistía Internacional, la Asociación Pro Derechos Humanos de Andalucía o Fundación por la Paz, recuerdan en estos días de campaña a los candidatos algunos temas que también deberían estar en sus discursos. Estas son algunas de las propuestas que estas asociaciones que les han llegar a los futuros europarlamentarios:

  • La UE debe responder a asuntos de derechos humanos dentro de sus fronteras e impulsar mecanismos de promoción de los derechos humanos y de rendición de cuentas de los Estados.
  • Las relaciones de la UE con terceros países deben tener claros algunos principios de derechos humanos.
  • No debe lanzarse el mensaje de que, en política migratoria, sólo existen dos opciones: la Europa fortaleza y la Europa ‘coladero’.
  • Tener en cuenta los derechos sociales de los trabajadores, en casos como los de la jornada laboral de 65 horas.
  • Promover políticas para el derecho a una alimentación adecuada y a la soberanía alimentaria, que protejan los derechos de los consumidores y los productores europeos, y que a nivel internacional ayuden a paliar la crisis alimentaria global.
  • Apostar por una política de seguridad que no se base en el militarismo sino en la promoción de la paz, el desarme y la cultura de paz.
  • Noticia vista en canalsolidario.org